La novia del desierto

Teresa Godoy (Paulina García) es una mujer de 54 años que se desempeña como empleada doméstica en Buenos Aires. Cuando la familia para la que trabajaba decide vender la casa, debe aceptar una propuesta laboral en San Juan. En el camino, el bus se avería y queda varada en una localidad donde hay un santuario de la Difunta Correa. Allí conocerá a Miguel, conocido como “Gringo” (Claudio Rissi), un solitario vendedor que se mueve en una casa rodante.

Dirigida por Cecilia Atán y Valeria Pivato (siendo la ópera prima de ambas), La novia del desierto es un retrato sencillo e íntimo sobre una mujer que experimenta la libertad en la inmensidad del desierto. Con una Paulina García contenida y llena de matices, el largometraje argentino-chileno es una road movie que entrelaza la religión, el autodescubrimiento y el amor.

la_novia_del_desierto-835345075-large

Cuando se pierde todo lo que antes conformaba tu mundo, quizás es tiempo de volver a construir otro. Sin murallas que la contengan, Teresa es un ave que después de mucho tiempo vuelve a estar al aire libre. Desde los 20 años que ella ha estado trabajando para una familia en Buenos Aires, cuidando a un niño que ya ha formado la propia y se ha alejado de la casa materna. Con una cámara lejana que espía a los personajes desde el umbral de la puerta, el espectador conoce la historia de Teresa dentro de una casa ajena donde ahora no tiene cabida. Es a través de retazos que la protagonista enseña el fin de su rutina, la misma que antes parecía conformar el único mundo que había construido.

Si Teresa es un ave en jaula, Miguel es uno errante, en constante peregrinaje. Viviendo en una casa rodante y trabajando como vendedor, el “Gringo” es bondadoso y conversador. Ha vivido sin ataduras por el desierto y su encuentro con Teresa puede ser como el inicio de una tormenta repentina o como un suave y cercano baile en medio de la noche en un bar. Ambos emprenden una aventura por encontrarse, por reflejar sus destinos en ese infinito cielo de sol y algunas nubes. Al perder su maleta, Teresa se enfrenta por primera vez al temor de no tener nada, lo que le brinda la oportunidad de sincerarse en sus afectos y recuerdos; Miguel se siente seducido por esa desesperante búsqueda, quizás intentando también encontrar el equipaje que le brinde un significado a su solitaria libertad. Ambos se atraen por la franqueza e inocencia de sus miradas y la pasión de sus vivencias.

cecilia-atan-valeria-pivato-a-sivatag-menyasszonya-1

En San Juan todos son devotos de la Difunta Correa. Y aunque Teresa no es creyente, es en el santuario donde conoce al “Gringo” y comienza su travesía por el desierto. Miguel cree en los milagros de la Difunta, aunque al principio también era escéptico. Dando quizás un salto de fe, Teresa puede verse reflejada en la historia de una mujer que cruzó caminando por el desierto en busca de su amor y que terminó muriendo mientras amamantaba a su pequeño hijo entre el calor, la sed y el hambre.

Con 78 minutos de duración, el largometraje se centra en los pequeños cambios de personajes sencillos, mínimos, que se pierden en la inmensidad del desierto para emerger un poco más dueños de sí mismos. Con un montaje que entreteje el pasado y el presente, La novia del desierto es la epopeya de la mujer común, con sus miedos, inseguridades e imperfecciones. Teresa poco habla como copiloto, mirando atentamente el paisaje; Miguel por primera vez se siente acompañado en el silencio de la carretera. En esta épica cotidiana, ambos comienzan a creer de nuevo, encontrando un punto en común en su soledad.

1

La novia del desierto logra conectar la humanidad de sus personajes con el espectador, creando un viaje tanto físico como espiritual que produce rápida identificación. Paulina García y Claudio Rissi entregan una actuación soberbia, llena de pequeños matices y gestos que hacen de los protagonistas seres entrañables y complejos. Como aves en busca del hogar, Teresa y Miguel se reencuentran con su libertad para ser ellos mismos, con una grandeza que ya no hay jaula que pueda contener.

buena

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s